icon-category icon-close icon-closequote icon-down icon-download icon-evento icon-facebook icon-instagram icon-lang icon-linkedin icon-lupa icon-menu icon-next icon-openquote icon-paper icon-pluma icon-popular icon-prev icon-send icon-share icon-twitter icon-ultimo icon-video icon-youtube share-facebook share-gplus share-linkedin share-mail share-twitter

Agosto 2021 | Noticias

Para el 2030

Producción de banano en Latinoamérica crecería 36 millones de toneladas

De acuerdo al informe de Perspectivas agrícolas 2021-2030 de la OCDE-FAO la producción de banano en Latinoamérica crecería 36 millones de toneladas para el 2030. Este desarrollo obedecerá, en buena parte, a la creciente demanda de los principales mercados importadores, principalmente la Unión Europea, Estados Unidos, China y la Federación de Rusia.

Según el reporte, los mayores exportadores de la región, fundamentalmente Ecuador, Guatemala, Colombia y Costa Rica, “continúan bien posicionados para beneficiarse de este aumento, asumiendo que el crecimiento de la producción puede protegerse de los efectos adversos de los fenómenos meteorológicos erráticos y los brotes de enfermedades”.

Asimismo, la OCDE-FAO prevé un aumento en la demanda de importaciones que beneficiará de manera similar a algunos exportadores del Caribe, sobre todo a la República Dominicana y Belice.

A ello se suman las exportaciones de África, lideradas por Costa de Marfil, que se prevé que se expandan a un 1% anual durante el período de perspectivas para alcanzar una cantidad total de aproximadamente 750.000 toneladas en el año 2030.

DEMANDA

De forma provisional, las cantidades netas de importación global de banano se situaron en aproximadamente 18.9 millones de toneladas en 2020, un ligero aumento del 0.2% con respecto a 2019, lo que refleja las tensiones inducidas por la pandemia en las cadenas de suministro mundiales, así como las tensiones en la demanda en varios mercados de importación clave.

Si bien la demanda en la Unión Europea se mantuvo fuerte, los datos preliminares indican una contracción de las importaciones del 0.1% en los Estados Unidos, el segundo mayor importador detrás de la Unión Europea, debido a la reducción de la demanda.