fbpx icon-category icon-close icon-closequote icon-down icon-download icon-evento icon-facebook icon-instagram icon-lang icon-linkedin icon-lupa icon-menu icon-next icon-openquote icon-paper icon-pluma icon-popular icon-prev icon-send icon-share icon-twitter icon-ultimo icon-video icon-youtube share-facebook share-gplus share-linkedin share-mail share-twitter

Diciembre 2019 |Agtech

Foodtech: Innovadores peruanos

Comer ya no será lo mismo

El Perú es sinónimo de buen comer y creatividad para revertir situaciones adversas con soluciones ingeniosas e inesperadas. En los últimos años, la ciencia, el talento, el trabajo y la determinación han contribuido a la consolidación de startups en la industria agroalimentaria, que han sido reconocidas tanto aquí como en el extranjero. Aceite hecha con ajíes peruanos, espirulina masificada, insectos energéticos, productos gourmet con desarrollo social… La lista es larga. Todo esto es posible. Compruébelo en la siguiente nota.

Gabriel Gargurevich Pazos

EMOLINKA:

EMOLIENTE AL INSTANTE

El emoliente fue introducido en Perú durante la época colonial como bebida medicinal. En Lima se llegó a popularizar a tal punto que prácticamente había un puesto de esta bebida en cada esquina. En años recientes, y especialmente el que se expende en las calles en carretillas ambulantes, ha ido incorporando una serie de plantas medicinales, algunas de las cuales han sido elegidas debido a la fama de sus propiedades. La Empresa Ferreyros Productora & Catering SAC, que trabaja en el rubro de alimentos, vio una oportunidad de negocio, y creo Emolinka.

Mónica Ferreyros, gerente general, precisa: “Emolinka es el emoliente tradicional peruano, presentado como nunca antes. Se trata de una bebida instantánea a base de hierbas naturales sin colorantes, preservantes ni saborizantes, beneficioso para la salud y de fácil preparación. Solo se necesita verter un poco de agua caliente. El desarrollo de Emolinka está basado en la formulación del emoliente tradicional y otros productos propios. Aplicamos un proceso de atomización que garantiza la inocuidad y calidad del producto”.

Para crear este particular emoliente se usa linaza (mejora la digestión, adelgaza y controla el colesterol); cebada (evita la acumulación de grasa en el hígado); toronjil (mejora las vías respiratorias, evita la rinitis y sirve para tratamientos de hipertensión); cola de caballo (evita la retención de líquidos y evita la caída del cabello); hierba luisa (controla el estrés, ayuda a quitar el insomnio y mejora la digestión); cedrón (mejora el funcionamiento del corazón); menta (disminuye la congestión en la garganta); y limón (es un antiséptico y contiene vitamina C).

Emolinka ha entrado con gran expectativa a través de distribuidores de alimentos en el sector turismo, hotelero, líneas aéreas, tiendas naturistas y servicios de catering. Mónica Ferreyros agrega: “El último producto que hemos desarrollado se llama ‘La Bebida del Inka’, que es la combinación del Emolinka con pisco, su sabor es muy agradable y se sirve caliente, muy apropiado para las noches de invierno”.

INSPIRALL:

ESPIRULINA PARA TODOS

Para Francesco Persivale y Alma Roblin, fundadores de Inspirall, la oportunidad está en los productos que cuentan historias, teniendo en cuenta que los consumidores, cada vez más, buscan productos saludables, responsables y sostenibles. “Hoy, al empoderar a nuestra cadena de valor, nos estamos diferenciando de manera absoluta de cualquier competidor”, sostiene Persivale.

Inspirall, según sus creadores, enriquece su capital humano al promover, con modelos integrales y sustento científico, alimentos de alto valor nutricional, con demanda y accesibles para todos los sectores socioeconómicos. Persivale agrega: “En el centro de nuestra identidad como empresa, tenemos a las microalgas por su gran potencial de transformar la salud de nuestra sociedad y medio ambiente en el corto plazo. Como primera etapa estamos trabajando con la espirulina por ser considerado el organismo del mayor valor nutricional en el planeta y ser parte de nuestra rica biodiversidad”.

La espirulina está compuesta por hasta un 70 % proteína con todos los amino ácidos esenciales, un coctel completo de micronutrientes de vitaminas y minerales y fitonutrientes, especialmente antioxidantes.

Inspirall nace en el 2017, cuando fueron galardonados en el programa de aceleración internacional Fledge, que les hizo lograr una alianza estratégica con una tecnología patentada (www.energaia.com) y validada de bajo costo, que mejora y facilita todo el proceso de la cosecha de espirulina. La espirulina en la cosecha pasa por el mismo proceso: filtrado (gracias a una tela de algodón para remover el agua del cultivo), extrusión, prensa (para lograr la humedad óptima y remover la mayor cantidad de agua), y deshidratado (artesanalmente, para preservar la vida útil del producto). Agrega Persivale: “Hoy, contamos con los mejores expertos mundiales en producción de espirulina, lo que nos permite llegar mañana a todas las esquinas. Nuestras recientes alianzas con la Agraria, como nuestra estación de Investigación y Desarrollo, nos van a permitir sacar nuevas líneas de productos el próximo verano”.

Actualmente la producción de Inspirall está ubicada en Piura, desde donde han lanzado su primer producto: los Spirucrunchies, delicias deshidratadas a baja temperatura. Lyn Zollner, gerente de la Empresa Nacional de Cacao, creadora de la marca de chocolate Doménico, tiene algo que decir al respecto: “Nuestra alianza con Inspirall va más allá de una relación como proveedor de insumos, ya que su propuesta puede impactar positivamente en la salud física y económica de los agricultores de las cooperativas de cacao. Su espirulina puede ayudar a potenciar la oferta de Doménico, ya que los consumidores encuentran en nuestras tabletas de chocolate una experiencia superior”.

SUPAY:

EL PRIMER ACEITE EXTRAÍDO DE AJÍES PERUANOS

El primer aceite picante hecho a base de ajíes en América Latina, es peruano, y se llama como el demonio andino: Supay. Este emprendimiento nació en 2014, de la mano de Williams Sernaque y Marco Reynaud, estudiantes de la UNALM, quienes en su tesis de grado investigaron la aptitud de los ajíes nativos peruanos para la producción de aceites vegetales comestibles. En el 2017 presentaron el proyecto al concurso nacional RetoBio, que pertenece al programa Innóvate Perú, ganando en la categoría Emprendimientos Innovadores. Es así que pudieron desarrollar el producto comercialmente.

Williams Sernaque dice: “Gracias al fondo pudimos realizar pruebas más avanzadas y establecer nuestro proceso de obtención de los aceites picantes sin la utilización de químicos o solventes previos a la extracción en frío. Nuestro primer aceite es el Ají Panca, que contiene un 73% de ácidos grasos poliinsaturados, que son el omega 3 y 6, y vitamina E, que brinda las propiedades antioxidantes”.

El aceite Ají Panca ayuda, de esta manera, a mantener los niveles óptimos de insulina en la sangre, contrarresta los efectos de la diabetes tipo 2, los problemas del corazón y el sobrepeso. Sernaque agrega: “Tenemos un nuevo aceite que es de ají mirasol que ya se encuentra en la fase de análisis y pruebas para poder salir al mercado. También hemos iniciado pruebas de extracción con el ají charapita, característico de la selva peruana. La idea, claro está, es aumentar nuestra gama de productos a base de ajíes nativos peruanos”.

En mayo de este año, Supay Demonio Andino compitió en la categoría de Aceites Monovarietales, en el “Séptimo Concurso Internacional Aceites del Mundo”, organizado por la Agencia para la Valorización de Productos Agrícolas (AVPA), obteniendo la medalla de plata. No ha sido el único logro, ya que en 2019 obtuvieron el primer lugar en el Concurso Agtech Latam Perú, organizado por Redagrícola. Además, fueron finalistas en el concurso Startup Perú 7G”.

ENTO PIRUW:

INSECTOS ENERGÉTICOS

Un sentimiento de disgusto es el que genera el solo hecho de pensar en comer insectos. Pero los estudios científicos han arrojado resultados que dan cuenta de especies beneficiosas, nutritivas y aptas para el consumo humano. Ento Piruw puso los reflectores en esto, y ha convertido a los insectos en una alternativa real en nuestra dieta diaria.

Eduardo Lama, ingeniero agrónomo, recuerda que hace poco más de un año leía en un documento de la FAO que la cría de insectos era una opción viable. “Me dije a mí mismo ‘¿por qué no en el Perú, donde tenemos un clima que beneficiaría su crianza?”. Fue así como se asoció con su hermana Raisa, ingeniera pesquera y luego se unió Renzo Cateriano, ingeniero industrial y amigo de barrio. Entre los tres crearon Ento Piruw.

Primero intentaron con grillos, pero tras una serie de pruebas, optaron por recolectar un escarabajo de nombre científico Tenebrio molitor en un depósito y desarrollaron un protocolo propio de cuidado, alimentación y crianza. Fue un ensayo y error constante y varias veces empezaron de cero.

Así, llegaron a la tercera generación de insectos criada en el laboratorio de la UNALM, y apuntaron al objetivo principal: la pulverización de las larvas para desarrollar una barra energética a base de ese polvo. Lo mezclaron con cacao orgánico y productos andinos como el tarwi o altramuz, kiwicha o amaranto y miel de abeja. El nombre escogido fue “Demolitor”.

Equipo. Eduardo y Raisa Lama, junto a Renzo Cateriano, creadores de Ento Piruw

Eduardo Lama agrega: “Si 100 gramos de carne tienen 1.9 mg de hierro, 100 gramos del polvo de tenebrio molitor, bajo nuestro proceso, tiene 15.34 mg de hierro. Para producir un kilo de carne, el ganadero usa de 15,000 a 22,000 litros de agua; nosotros para producir un kilo de Tenebrio molitor usamos dos litros de agua. La nuestra, es una opción sostenible a mediano y largo plazo; tiene bajas emisiones de efecto invernadero, y el uso de espacio es mínimo porque crecemos de manera vertical”.

LOS PREMIOS Y RECONOCIMIENTOS NO SE HICIERON ESPERAR

Ento Piruw fue seleccionada para recibir financiamiento del Estado Peruano. Así, Eduardo fue a Silicon Valley, tras ganar un concurso organizado por la Embajada de EE UU y una universidad peruana, mientras que Raisa Lama fue a Argentina tras quedar finalista en el concurso 100K Latam, organizado por el ITBA y el MIT. En junio último, quedaron finalistas en el concurso de emprendimiento Agtech Latam Perú, organizado por Redagrícola.

“Demolitor” ya es empleado por deportistas peruanos calificados, como Fernando Buitrón, jugador de la selección peruana de handball que participó en los Jueg Panamericanos Lima 2019. El futuro se presenta lleno de retos: Una posible línea para niños, con la cual se combatiría la anemia, snacks de insectos tostados y un fertilizante hecho de excrementos de escarabajos.

A inicios de septiembre pasado, Ento Piruw se llevó el premio a “Mejor propuesta nutricional 2019”, ante más de 60 países, en el concurso Future Agro Challenge 2019, el mayor concurso de emprendimientos globales en la cadena de valor alimenticia, que se desarrolló en Thessaloniki, Grecia. Al respecto, Eduardo Lama declaró lo siguiente: “El premio si bien no representa un aporte monetario, ha sido de gran valor para nosotros, pues nos permite un posicionamiento a nivel nacional e internacional y generar confianza en nuestros potenciales clientes; así, gente de todos los continentes pueden conocer nuestra marca. Además, la participación en el concurso nos permitió ampliar nuestra red de contactos, acercándonos a otros emprendedores de diferentes partes del mundo, con potentes proyectos y un objetivo en común: un mundo mejor”.

En Ento Piruw, señala Lama, aspiran a tener una producción masiva tecnificada con equipamiento de alta tecnología, como las empresas productoras de insectos en Estados Unidos y en Países Bajos. Agrega: “Poder lograr una industria como tal, es resultado de años de inversión de trabajo, esfuerzo y dinero, y nos encontramos en camino a ello. Consideramos que los insectos ya no son un alimento del futuro, sino un alimento del presente, pues actualmente más del 80% de la población mundial consume insectos. Estamos seguros de que su consumo se incrementará y sus formas de consumo se diversificará, pues nos encontramos en un contexto, en una tendencia de búsqueda de alimentos de producción sostenible, con un uso eficiente de los recursos (agua / alimento / espacio), baja huella hídrica y reducidas emisiones de gases de efecto invernadero. Y en Ento Piruw vamos camino a ello”.