icon-category icon-close icon-closequote icon-down icon-download icon-evento icon-facebook icon-instagram icon-lang icon-linkedin icon-lupa icon-menu icon-next icon-openquote icon-paper icon-pluma icon-popular icon-prev icon-send icon-share icon-twitter icon-ultimo icon-video icon-youtube share-facebook share-gplus share-linkedin share-mail share-twitter

Cítricos

18 de febrero de 2022
La pandemia incrementó demanda, pero ya se estabilizó

Cítricos, las perspectivas para este 2022. Las exigencias del mercado internacional se han retomado y afectarán las exportaciones.

Cítricos, las perspectivas para este 2022. Las exigencias del mercado internacional se han retomado y afectarán las exportaciones.

La dinámica de las exportaciones de cítricos ha sido particular en los últimos años. Entre el 2015 y el 2019, el crecimiento de los envíos peruanos fue de 12% en promedio. Debido a esta tendencia, se esperaba que en el 2020 las exportaciones incrementaran a una tasa similar. Sin embargo, el contexto cambió de manera radical con la llegada de la Covid-19 y sus efectos en la vida cotidiana.

Por Luis Corvera, Director general de Fresh Fruit Perú

En 2020, las personas cambiaron sus hábitos de consumo para mejorar su salud y evitar el contagio. En este contexto, los cítricos se convirtieron en uno de los productos estrella del comercio internacional de frutas y, gracias a ello, las exportaciones peruanas de estos productos alcanzaron un crecimiento de 35%, en un 2020 atípico porque las empresas peruanas lograron colocar fruta de menor calidad en mercados que estuvieron menos exigentes.

Durante 2021, se esperaba que las exportaciones peruanas de cítricos continuaran creciendo, aunque a una tasa menor, entre 15% y 20%, pero con el regreso a la normalidad, la demanda se estabilizó y volvió a ser exigente con la calidad del producto. Ello ocasionó que las empresas peruanas no pudieran colocar tanto producto como el año previo, por lo que las exportaciones de cítricos peruanos no tuvieron tanto espacio para crecer.

Gráfico 1. Evolución de las exportaciones peruanas de cítricos.

En 2022, se prevé un escenario poco favorecedor para las exportaciones de cítricos. Por una parte, la nueva ley de promoción agraria incrementó el costo de producción de las empresas formales en 30%, ocasionando una paralización de las inversiones en nuevas superficies. Por otra parte, solo el 50% de la producción logra alcanzar los estándares que exigen los mercados internacionales para su exportación. A todo esto se suman los efectos del cambio climático en la producción de mandarina y tangelo, ocasionando un retraso en la madurez, duplicando las mermas por este concepto.

Sin embargo, este año entrarán a producir hectáreas de cítricos que se habían reconvertido entre  2019 y 2020 con nuevas variedades. Se espera que estos ingresos ayuden a contrarrestar la situación y que las exportaciones de cítricos alcancen una tasa de crecimiento de 4%. A pesar de que se espera un resultado creciente para las exportaciones de cítricos en conjunto, no todos los productos tendrán la misma dinámica.

La mandarina procesada impulsará el crecimiento: Hasta 2019, los envíos tuvieron un crecimiento promedio de 11% en volumen. En el 2020 la demanda se incrementó notablemente, permitiendo al Perú expandir sus envíos en 36% en volumen, en comparación con 2019, a pesar de que la producción se mantuvo similar. La mandarina llegó a representar el 77% del valor de la canasta de cítricos del Perú. Sin embargo, en 2021, se retornó a la normalidad y el efecto del clima sobre la producción del cítrico ocasionaron que las exportaciones sumaran 213.785 toneladas por US$247 millones, 2% más en volumen y 5% menos respecto a 2020.

Al mercado internacional llega fruta fresca (93% ) y procesada (7%). A pesar de que la producción de la fruta incrementó 9%, las exportaciones del cítrico fresco sumaron 199.302 toneladas por US$221 millones, volumen similar al del año anterior pero con una caída de 7% en valor. Esto se debe a que el clima afectó la calidad de la fruta, por lo que no se pudo incrementar el volumen de mandarina exportable. Para reducir la merma en la producción, algunas empresas peruanas optaron por procesar el cítrico. Así, las exportaciones de mandarina procesada sumaron 14.483 toneladas por US$ 26 millones, un incremento de 36% en volumen y 26% en valor.

En el 2022, de acuerdo con los estimados de FreshFruit, las exportaciones de mandarina fresca crecerían 4% en volumen y se mantendrían similares en valor, debido a que entrarían en producción superficies de variedades híbridas, que tienen mayor acogida en el mercado internacional y por las que se pagan mejores precios. Asimismo, se espera que los envíos de fruta procesada sigan el mismo ritmo que la campaña pasada. Fresh Fruit estima que ambas presentaciones  sumarán 226,970 toneladas por US$ 255 millones, 6% más en volumen y 3% más en valor respecto a 2021.

El limón Tahití impulsará las exportaciones de su categoría: El limón es un producto que ha tenido un crecimiento sostenido de 52% en promedio en los últimos años, escalando al segundo puesto de la canasta exportadora (15% de participación). Y crece a pesar de que Perú no exporta las variedades más consumidas en el mercado internacional, pero las empresas supieron encontrar oportunidades en los nichos de mercado, principalmente en la industria de bebidas y en la cocina. En 2020 las exportaciones de limón crecieron 66% gracias a la demanda familiar, tendencia que se mantuvo en 2021, llegando a 53.847 toneladas por US$ 49 millones, 16% más en volumen y 36% más en valor.

La dinámica de las exportaciones de limón peruano estuvo impulsada por el cambio varietal que se ha realizado, a través del cual se empezó a sustituir el limón Sutil por el Tahití (producto con mayor demanda). Asimismo, la variedad Tahití concentró las nuevas superficies de esta fruta y, por ello, es que esta variedad tiene hoy una  participación de 64% en las exportaciones totales, mientras Sutil y la Eureka representan 19% y 17%, respectivamente.

Gráfico 2. Evolución de las exportaciones peruanas de limón.

Los envíos se dividen casi a la perfección entre  fresco (51%) y procesado (49%). En fresco, se destina principalmente al consumo doméstico, mientras que el procesado se orienta a la industria de bebidas y comidas. Las exportaciones de limón fresco fueron las que más crecieron en 2021, al sumar 25,186 toneladas por US$ 25 millones, 21% más en volumen y 47% más en valor. En cuanto a los envíos de limón procesado, estos alcanzaron las 28,661 toneladas por US$ 24 millones, 3% en volumen y 15% en valor.

En el 2022, las exportaciones de limón fresco mantendrían la tendencia creciente con tasas similares a las del año pasado. Mientras que los envíos de limón procesado se recuperarían conforme el sector industrial se reactiva. Al final del 2022, FreshFruit estima que las exportaciones de limón peruano en todas sus variedades y presentaciones alcanzarían las 61,429 toneladas por US$ 64 millones, 14% más en volumen y 32% más en valor con respecto al año anterior.

El precio del tangelo caerá en los mercados internacionales: El tangelo es un producto que ha mostrado una tendencia decreciente en los últimos años, ubicándose en el 2021 tercero en la canasta de cítricos con 5% de participación. Las empresas peruanas optaron por reemplazar el cultivo de tangelo por mandarina. El precio del tangelo en el mercado internacional fue 35% menor que el precio que se obtiene por la mandarina. A pesar de que la tendencia negativa en la producción continuó en el 2021 (se redujo 23%), las exportaciones de la fruta alcanzaron las 18,215 toneladas por US$ 14 millones, 2% más en volumen y 3% menos en valor respectoa 2020. Este 2022 los envíos se mantendrían estables a nivel de volumen, ya que no se están cultivando nuevas superficies y se está esperando que los huertos existentes terminen su ciclo de vida para ser sustituidos. FreshFruit estima que en el 2022 las exportaciones de tangelo alcanzarían las 18,397 toneladas por US$ 13 millones.

La naranja se mantendrá constante: En 2021, la demanda se estabilizó y se volvió más exigente, lo cual no permitió que el Perú pueda seguir colocando fruta que no cumpliera con los estándares de calidad. Asimismo, si bien se viene recuperando el sector industrial, no alcanza los niveles prepandemia para impulsar la demanda. Por ello, en el 2021, las exportaciones alcanzaron las 25,051 toneladas por US$ 10 millones, 18% menos en volumen y 25% menos en valor con respecto al año anterior.

En el 2022, gracias a la reactivación del sector industrial, las exportaciones de naranja crecerían alrededor de 5% en volumen. Se espera una recuperación en el precio, que estaría en torno a US$0,43/kg. FreshFruit se estima que para 2022 los envíos llegarían a 26.303 toneladas por US$11 millones, lo que significaría un crecimiento de 5% en volumen y 9% en valor.

Próximas Conferencias

Cursos de tu interés

Artículos relacionados