icon-category icon-close icon-closequote icon-down icon-download icon-evento icon-facebook icon-instagram icon-lang icon-linkedin icon-lupa icon-menu icon-next icon-openquote icon-paper icon-pluma icon-popular icon-prev icon-send icon-share icon-twitter icon-ultimo icon-video icon-youtube share-facebook share-gplus share-linkedin share-mail share-twitter

Banano

31 de agosto de 2020

Experto Carlos Robles y los aspectos técnicos del Fusarium Foc R4T

Experto Carlos Robles y los aspectos técnicos del Fusarium Foc R4T

Carlos Alberto Robles, ingeniero agrónomo egresado de la Universidad de Magdalena, hoy cursa una maestría en ciencias agrarias y es fundador de la empresa de asesoría técnica, SRAC de Colombia SAS. Robles cuenta con 20 años de experiencia en el cultivo de banano, tiempo en el que inició labores con Chiquita Brands. “En mi formación tuve como profesor guía a Roberto Barnett, quien se encuentra en Filipinas desde hace más de 18 años y quien ha experimentado todo el proceso de presencia y convivencia con Fusarium raza 4 en dicho país, en donde ha desarrollado estudios de alternativas de manejo de la enfermedad”, explica el agrónomo.

Robles ha viajado en dos oportunidades a Filipinas -durante 2019- y para conocer in situ la situación de la enfermedad, así como también la perspectiva de los productores frente a esta.

-¿A nivel mundial cuáles son los países productores más afectados?

-Hasta el momento, los países que han reportado Foc R4T en banano de exportación son Filipinas y Colombia; sin embargo, en banano de consumo interno se ha reportado en países como China, Pakistán, Taiwán, India, Mozambique, Uganda, Líbano Jordania, Israel, Laos, Australia, entre otros. En Filipinas se reportó la enfermedad en el 2005, cuando producían menos de 80 millones de cajas y en el 2011 llegaron a 170 millones de cajas producidas. Luego en el 2012 ocurrió un tifón al que responsabilizan de la diseminación de la enfermedad en todas las áreas sembradas de banano de exportación. Desde entonces ha disminuido la producción hasta un rango de entre 140 y 160 millones cajas por año. Cabe resaltar que en Filipinas los productores se encuentran con otras enfermedades como el “Moko” Ralstonia solanacearum a tal punto que dicen que es mayor problema que Fursarium raza 4 en cuanto manejo y control.

-A nivel mundial. ¿Existen variedades de banano con potencial para reemplazar comercialmente a la variedad Cavendish, pero que presenten algún nivel de resistencia o tolerancia a Foc R4T?

-Sí, existen estudios, por ejemplo la variedad “Formosana”, desarrollada por el instituto de Investigación de Banano de Taiwan (TBRI). A partir de ella ha habido evoluciones codificadas, incluso hay investigaciones a nivel cromosomal. Efectivamente presenta tolerancia; sin embargo, cuando las desarrollas en un entorno geoclimático diferente, podría comportarse de un modo también diferente por lo que necesitamos más información e investigación. Cuando se hacen desarrollo por esa vía es una alternativa rápida pero no necesariamente la más segura en el momento que se adaptan en otros lugares con condiciones climáticas diferentes. También se están desarrollando Fhia, Cirad (Francia) y un transgénico australiano (Universidad de Queensland y la Tecnológica Queensland).

-¿Había conciencia sobre el peligro de basar una industria mundial de la importancia del banano en una diversidad genética tan reducida?

-Si hubo conciencia por experiencias anteriores con el mismo Fusarium, pero de la raza 1. En su momento Stover dejó claro a lo que se enfrentaría la agroindustria bananera en el corto y mediano plazo pero otras prioridades la sacaron del panorama hasta que ahora nuevamente la investigación mundial está enfocando esfuerzos en esta nueva raza. 

-¿Una planta de banano se enfermará -sí o sí- si el inóculo del hongo está presente en el suelo?

-No necesariamente, ya que también hay factores como la interacción microbiana y ambiental del suelo que debe superar el inóculo para lograr ingresar e infectar, de modo de iniciar el proceso de incubación.

¿Cuáles son las condicionantes que predisponen a la enfermedad?

-pH por debajo de 5,6, plantas susceptibles, baja o poca fauna microbiana -que no compiten o no lo controlan-, hospederos, nutrición deficiente, exceso de humedad en el suelo y agua libre, puesto que se disemina por medio acuático ya sea superficialmente o infiltrando el suelo.

-Desde que entra el inóculo al huerto, ¿cuánto se calcula que tarda en infestar a todas las plantas de una hectárea?

-Por su alta variabilidad no se tiene un dato exacto, pero cuando una planta es afectada el periodo de incubación de la enfermedad puede tardar entre 5 a 7 meses (en algunos casos menos y en otros casos más) y entre 15 a 20 días después inicia la expresión de síntomas.

-¿Qué debe hacer un productor si encuentra una planta infectada en el huerto? Arrancarlo completo, arrancar solo la planta, arrancar la planta y las de la periferia…

-Ninguna de esas opciones es viable porque terminaría propagando la enfermedad hacia otro lugar por lo tanto no hay que arrancar plantas, pero sí debe informar a ente de sanidad vegetal responsable de su país.

-¿La enfermedad afecta a la fruta de alguna manera o solo afecta el volumen producido?

-Hasta el momento no existe reporte de que el micelio llegue a la fruta. Entonces, solo causa daño a nivel de raíz, cormo y máximo en el pseudotallo, donde bloquea haces vasculares. Por esto, la nutrición se ve afectada y el marchitamiento termina reduciendo el área foliar que trae como consecuencia mal llenado de fruta (baja calibración y peso de fruta) y por ende afecta el volumen de producción.

-¿Existe algún manejo o tratamiento que permita recuperar el suelo en un tiempo razonable?

-Por mi experiencia en filipinas junto a Roberto Barnett, estimo que existen varios manejos o tratamientos, los que van desde los más utilizados, costosos e ineficientes, que muchos productores y comercializadores de ese país tienen implementados. Sin embargo hay tres opciones o métodos específicos que poseen eficiencia en el control y un buen costo-beneficio en implementación por la recuperación de áreas afectadas por Foc R4T. Como manejo integrado se está probando vacunación en plantas que aun no han sido afectadas, inundación con productos en suelos y selección de material resistente dentro de la población y replicación de este mismo.

Próximas Conferencias

Cursos de tu interés

Artículos relacionados