icon-category icon-close icon-closequote icon-down icon-download icon-evento icon-facebook icon-instagram icon-lang icon-linkedin icon-lupa icon-menu icon-next icon-openquote icon-paper icon-pluma icon-popular icon-prev icon-send icon-share icon-twitter icon-ultimo icon-video icon-youtube share-facebook share-gplus share-linkedin share-mail share-twitter

Septiembre 2020 | Riego

Riego de precisión

Entrega por goteo

Con el transcurso del tiempo, el riego ha ido evolucionando desde el simple suministro de agua a las plantas, hasta ofrecer una cantidad específica de recurso hídrico para cada planta. A fin de alcanzar ese objetivo, los principales actores están comprando tecnologías novedosas y estableciendo asociaciones con empresas de agricultura de precisión. Existe infinidad de pequeñas empresas que están listas para desestabilizar la industria.

El riego de precisión ha sido definido como un sistema de irrigación que sabe lo que ha hecho y aprende de lo que ha hecho. En base a esto, hay muy pocos sistemas de riego instalados en el planeta que puedan cumplir con esta definición. Sin embargo, hay muchos ensayos, estudios de investigación y sistemas comerciales reales que avanzan hacia ese objetivo. De hecho, existen zonas de administración del riego en horticultura, automatización del riego superficial, aspersores desigualmente distribuidos mediante pivotes, y aplicación precisa del agua mediante sensores remotos o proximales.

El riego aspira a ser y debe ser una actividad de precisión que implique tanto la evaluación rigurosa de las necesidades de agua de los cultivos como la aplicación precisa de este volumen en el momento requerido. La idea predominante es que el riego de precisión debe satisfacer las necesidades del cultivo de manera oportuna y del modo más eficiente y uniforme posible en el espacio.

Históricamente, el riego solo ha sido la aplicación de agua. El riego de precisión asegura la aplicación eficiente y uniforme del agua para satisfacer las necesidades medias espaciales del cultivo. Y de ahí pasamos a la irrigación por tasa y a la aplicación precisa y espacialmente variable de agua para satisfacer las necesidades específicas de cada planta.

En un informe del Centro Nacional de Ingeniería Agrícola de Australia, Revisión de las tecnologías de riego de precisión y su aplicación, por Smith, R.J., Baillie, J.N., McCarthy, A.C., Raine, S.R. & Baillie, C.P.; los autores definen el riego de precisión como parte de los principios de la agricultura de precisión:

«El riego de precisión se vale de ciertos sistemas especiales de manera tal que logran un ‘riego diferencial’ de la variación del campo (espacial y temporal) en contraposición con el ‘riego uniforme’, que subyace en los sistemas de manejo tradicionales. El riego de precisión implica la gestión óptima de los componentes espaciales y temporales del agua y del riego.  El riego de precisión es holístico. Debe combinar a la perfección el rendimiento óptimo del sistema de aplicación con la gestión de cultivos, agua y soluciones. El riego de precisión no es una tecnología específica. Es una forma de pensar, un planteamiento sistémico».

El rendimiento de un cultivo se optimiza mediante la recopilación y el manejo sistemático de información sobre este y el campo.  Se dispone de una variada gama de tecnologías de gestión y aplicación del riego, detección, modelización y control para desarrollar un sistema de riego de precisión. Este último se puede aplicar en todos los métodos de riego y en todos los cultivos a escalas espaciales y temporales.  Para esto, es necesario determinar los objetivos específicos del sitio.

Los sistemas de riego de precisión pueden cambiar profundamente la toma de decisiones en el campo y, al mismo tiempo, lograr múltiples objetivos como: mejorar la eficiencia en el uso de los insumos, reducir los impactos ambientales, aumentar los beneficios de los campos y la calidad de los productos. Un sistema de riego de precisión constituye un aprendizaje continuo. La medición del rendimiento en ingeniería, agronómico y económico es esencial para proporcionar retroalimentación y mejora para el siguiente ciclo, es decir, ‘para cerrar el círculo’. Esta definición de riego de precisión es amplia e inclusiva y refleja que el uso de alta tecnología no es esencial para la implementación de este sistema de riego. Sin embargo, hay que reconocer que un sistema de riego de precisión ideal utilizará tecnología de gestión avanzada y aplicaciones de riego combinadas con sofisticadas tecnologías de detección, modelización y control para lograr el mejor rendimiento posible.  Un sistema ideal de riego de precisión probablemente incorpore:

  • Tecnología capaz de suministrar aplicaciones variables espacial y temporalmente.
  • Automatización.
  • Informática (tecnologías de la información y la comunicación).
  • Control en tiempo real.

El riego de precisión puede ser visto en varias escalas, desde el nivel ‘táctico’ o de gestión diaria hasta el «estratégico» o nivel estacional de dirección. El riego de precisión estratégico es el resultado de procesos de toma de decisiones a largo plazo que implican el uso de datos a gran escala (es decir, a nivel de campo o de explotación) durante largos períodos de tiempo (es decir, datos mensuales, estacionales o anuales). Debe utilizarse para identificar estrategias a gran escala en relación con la gestión del riego basadas en las variaciones de una serie de variables operativas, como la selección de cultivos y variedades, la superficie de plantación, las fechas de plantación, las condiciones meteorológicas previstas, la distribución del terreno, las limitaciones del equipo y los retornos económicos esperados.

Sin embargo, el riego táctico de precisión requiere un método espacial y temporal mucho menor y, en su forma más precisa, la capacidad de alterar la gestión del riego en tiempo real y a escala submétrica. Cuando la capacidad de los sensores, la toma de decisiones o el control está limitados por escala temporal o espacial, el nivel de precisión que se puede lograr es una función del componente más limitante en los sistemas de sensores.

Dimensiones territoriales de los sistemas comunes de riego.

La resolución espacial del sistema de riego de precisión se verá influenciada por:

  • Escalas espaciales inherentes al sistema de aplicación de riego utilizado (por ejemplo, el área húmeda de un solo aspersor o emisor, un solo surco, etc.).
  • Limitaciones espaciales asociadas con la adquisición de datos, capacidades de simulación de toma de decisiones, etc.
  • La escala espacial asociada a la variabilidad de las necesidades de agua de los cultivos. La variabilidad espacial y temporal del rendimiento dentro de todo el campo puede controlarse dividiendo el campo en zonas de manejo homogéneas, es decir, áreas dentro de un campo o sistema de riego donde los cultivos responden de manera algo uniforme al riego.

Una alternativa a las aplicaciones totalmente variadas desde el punto de vista espacial es el uso de zonas de gestión. Esto es común en la agricultura de precisión, donde una zona de manejo es una subregión del campo que expresa una combinación relativamente homogénea de factores limitantes del rendimiento para la cual es apropiado un índice único de un insumo específico del cultivo (ver Tabla 1).

 

APLICACIONES DE TASA VARIABLE UTILIZANDO PIVOTES QUE PROVOCARÁN UNA VERDADERA REVOLUCIÓN

De todos los sistemas de riego, los pivotes ofrecen el mayor potencial para aplicaciones uniformes, además de ser fácilmente adaptables para aplicaciones variadas espacialmente. El riego de tasa variable (VRI, en inglés) con pivotes es probablemente un gran avance en la tecnología de irrigación, que beneficiará a la industria del riego, pero también a las industrias de fertilizantes y agroquímicos. Las principales empresas de pivotes han desarrollado sistemas VRI que pueden ser utilizados en sus pivotes. Valmont Industries, con sus pivotes Valley, ofrece dos productos para riego de tasa variable. El paquete VRI Speed Control es simple y de menor costo.

«Todo lo que hacemos en Speed Control es dividir el pivote en 180 rebanadas de torta alrededor del campo, de modo que cada 2 grados se puede tener la tasa de  velocidad. Y al cambiar la velocidad, cambiamos la profundidad de aplicación. Todo lo demás permanece constante», dice Jake LaRue, Director de Investigación y Desarrollo de Valmont Industries. «Este paquete es simple y un buen punto de partida para tasa de riego variable.»El Control de Zona VRI de Valley es la opción más sofisticada que permite al agricultor a lo largo del pivote dividir las aplicaciones en diferentes zonas. En este caso, el caudal varía a medida que se encienden y apagan los grupos de aspersores. Normalmente, los agricultores agrupan sus aspersores de3 a 8 unidades y la tasa se calcula de acuerdo con análisis de mapeo proporcionados por terceros.VRI comenzó en 2010, inicialmente con muy pocos agricultores, y está creciendo de manera constante en todo el mundo. Valmont Industries también comenzaba a invertir en nuevas empresas, cuando en 2014 adquirió una participación mayoritaria en AgSense, con sede en Dakota del Sur. La vanguardista red global WagNet de AgSense proporciona a los agricultores una visión completa de toda su operación agrícola, vinculando la toma de decisiones del riego a las condiciones del campo, del cultivo y del clima.

Lindsay (Nebraska, EE.UU.), bajo el paraguas de Growsmart, proporciona productos innovadores para la gestión del riego, como estaciones meteorológicas y sondas de control del suelo, caudalímetros, sistemas de posicionamiento GPS y una herramienta de aplicación personalizada, Precision VRI. Integrado con FieldNET, el sistema ofrece una completa gestión remota del pivote, con control, monitorización y generación de informes VRI.  Este sistema permite rendimientos récord de los cultivos, una mayor producción de estos y un ahorro significativo de agua de riego, además de adaptar la velocidad y crear diferentes zonas de aplicación.

Otra empresa estadounidense de pivotes, T-L, lanzó Precision Link, un sistema en línea que permite el control de los pivotes. El sistema fue desarrollado por AgSense, LLC y T-L, y está acoplado al panel de control Precision Point III (PPC III) de T-L. Permite el control remoto completo del pivote y las capacidades de monitoreo, como la gestión del pivote desde cualquier computador o dispositivo móvil, obteniéndose ahorros de mano de obra y de combustible.El uso de Precision Link con el panel PPC III de T-L proporciona operaciones a control remoto tales como: arranque/parada de pivote, control de dirección, cambio de caudal/velocidad de la aplicación y control de la bomba de agua. También permite controlar el ángulo de giro, la presión del agua, la velocidad y la dirección de desplazamiento, e integrar el sistema de velocidad variable.

Reinke también ha desarrollado un sistema VRI. Utiliza prescripciones de campo (Rx) para aplicar cantidades precisas de agua que coincidan con numerosas variables dentro de cada terreno agrícola. Se pueden crear múltiples prescripciones para cada campo usando la herramienta VRI de Ranke que viene con el panel de pantalla táctil RPM. También se puede contratar a un tercero para que realice encuestas que permitan determinar las variables del suelo y definir la topografía.

Los agricultores pueden cargar cada Rx en la pantalla táctil con una unidad USB y verificar inmediatamente que todo funcione correctamente. Reinke introdujo con éxito la tecnología GPS en el control y la gestión de los sistemas de riego de pivote central en 2002.   Tanto es así que si un agricultor tiene un panel de control con pantalla táctil Reinke y un navegador GPS, puede empezar a utilizar VRI sin ningún componente adicional.

STARTUPS CREAN DIVERSOS PROYECTOS

Por primera vez en 2017, las inversiones en nuevas empresas de riego se situaron entre las más importantes del año. Y la mayoría de ellas destinadas a ofrecer nuevos sistemas de riego de precisión al mercado.

La adquisición de Hydrobio por parte de The Climate Corporation, una subsidiaria de la empresa Mosanto (ahora propiedad de Bayer), tuvo un efecto importante en el futuro de la nueva industria, ya que las grandes corporaciones comenzaron a mejorar sus ofertas de plataformas con capacidades de riego.  Al momento de la adquisición, Hydrobio contaba con 228.000 acres que se utilizaban para la programación del riego y la detección de plagas y enfermedades. Las capacidades hidrobiológicas se desplegarán completamente en el FieldView de Climate Corporation en 2019.  La Corporación Climática ya atiende a agricultores  a cargo de 120 millones de acres en todo el mundo.

En 2016, Syngenta invirtió en la empresa israelí Phytech, propietaria de la tecnología de fitomonitoreo basada en plantas.

Jain Irrigation (India) también ha sido muy activo en la incorporación de startups a su cartera. En 2015, la compañía adquirió los activos de PureSense Environmental Inc. PureSense (EE UU) fue fundada en 2006 y es experta en estrategias de monitoreo de campo y gestión de riego para la agricultura. Y en febrero de 2017, Jain adquirió la empresa australiana Observant Technology Pty Ltd. Observant proporciona hardware de campo y aplicaciones basadas en la nube para la gestión precisa del agua del campo. En diciembre de 2017, Jain anunció la formación de su plataforma de productos de Monitoreo y Control de Campo, Jain Logic, una oferta de riego de precisión basada en la nube.

MANNA DE RIVULIS: UN PLANTEAMIENTO DIFERENTE

En 2015, la directiva de Rivulis (Israel, ahora fusionada con Eurodrip) decidió entrar en la agricultura de precisión, contrató a profesionales para explorar las alternativas en la nueva cultura de Israel y se encontró con Agam Advanced Agronomy Harei Megido Ltd., un proveedor de servicios de agricultura de precisión y teledetección en Israel. Según Rivulis, el concepto era «proporcionar al mercado recomendaciones precisas de riego -específicas para cada cultivo y lugar- y extremadamente dinámicas, sin la molestia de tener sensores en el terreno». Trabajando juntos, Rivulis y Agam desarrollaron una plataforma de riego inteligente no basada en sensores terrestres. La junta directiva de Rivulis decidió comprar Agam y establecerla como subsidiaria, con el nombre de Manna. Ésta utiliza cuatro fuentes de información: la satelital, el clima hiperlocal, la base de conocimientos (valores de ET y KC para muchas regiones del mundo) y los aportes de los usuarios. El sistema ofrece tres alternativas: recomendación de riego, monitoreo de cultivos y herramientas para el presupuesto de agua.

HIDROBIO: UN PUNTO DE INFLEXIÓN

Hydrobio fue adquirida por The Climate Corporation en mayo de 2017.La pequeña empresa, con sede en Denver, Colorado (EE UU), ha mostrado un ritmo vertiginoso desde su fundación en 2012, lanzando tecnología propia para la programación del riego basada en información satelital y meteorológica, sin utilizar sensores terrestres.»Comenzamos como una empresa consultora y luego decidimos desarrollar una herramienta de software que sirviera para el riego», dice Barrett Mooney, cofundador de Hydrobio. «Utilizamos datos meteorológicos aparte  de datos satelitales. La tecnología se basa en datos satelitales de espectro múltiple además de varias bandas de sensores calibrados por satélites específicos, desde datos de 30 metros hasta  sub-métricos. A partir de estos datos podemos evaluar un montón de cosas sobre la arquitectura de la cubierta vegetal, la salud de la planta, el tamaño de la planta, la biomasa y la tasa de fotosíntesis, y luego combinarlos con los datos meteorológicos para construir un modelo de evapotranspiración de cultivos. Estos modelos son específicos para cada cultivo, por lo que podemos analizar en cualquier momento de su ciclo de vida cómo le está yendo al cultivo, y la cantidad de agua que está consumiendo en su entorno, y luego usamos eso como una analogía de lo que está sucediendo en el suelo».

Un gran número de empresas de riego fueron creadas o se han establecido en Norteamérica. CropMetrics (Nebraska, EE UU) es una empresa de agricultura de precisión centrada en soluciones agronómicas avanzadas y especializada en la gestión del riego de precisión. La compañía ofrece a los agricultores servicios completos de modelado de cultivos en nube, programación de riego, perfiles virtuales del suelo, riego de tasa variable y sondas de suelo. CropMetrics cuenta actualmente con más de 500.000 acres regados con sistemas de precisión, principalmente en los EE UU, pero ya está comenzando a expandirse internacionalmente.

Hortau, creado por 2 agrónomos de la Universidad de Laval (Quebec, Canadá), ha evolucionado desde su origen orientado a los invernaderos, hasta el suministro de información en línea sobre la gestión del riego para cultivos comerciales en California.  Ahora se apresta a dar un nuevo salto con el manejo de grandes datos y  su expansión internacional. El núcleo de la tecnología de Hortau es su sensor de tensión del suelo. Basado en el mismo principio que un tensiómetro, el sensor de Hortau es robusto y ha sido fabricado para evitar ser afectado por factores externos como la radiación o el calor. La empresa ha invertido más de US$20 millones, se ha asociado con grandes empresas de datos y ofrece sus productos y servicios en toda Norteamérica.

CULTIVOS HERBÁCEOS: INFORMACIÓN SOBRE EL ESTADO DE LOS CULTIVOS Y EL MICROCLIMA

Otra empresa interesante, Arable Labs (Nueva Jersey, EE UU), recaudó US$4,25 millones a principios de 2017 para llevar a la agricultura análisis y predicciones basados en datos. Esta startup utiliza sensores para recoger datos en un campo, midiendo todo, desde la temperatura del aire hasta la humedad a nivel micro. Su producto, Arable Mark, ofrece información sobre el estado de los cultivos y el microclima que permite tomar decisiones operativas. Según la empresa, Arable Mark mide más dimensiones de meteorología física, a mayor densidad espacial, que cualquier modelo meteorológico o red de estaciones, y más atributos de la planta a mayor frecuencia que cualquier satélite o aeronave. Toda la información recopilada por Arable Mark se envía a la plataforma de software Arable Insights basada en la nube. Planes arables para ampliar la interoperabilidad de datos de la plataforma Insights con una serie de integraciones clave a lo largo del año, en particular AgSense y Irrigation Exchange de Valley Irrigation.

THE YIELD (AUSTRALIA): DE LA ACUICULTURA A LA AGRICULTURA TECNOLÓGICA

Fundada en 2014, The Yield (Australia) está desarrollando soluciones de Internet de las cosas (IO) en colaboración con los productores de alimentos para ayudar a mejorar el rendimiento de los clientes y la toma de decisiones en el campo, combinando sensores y otros equipos con una plataforma de análisis de datos. Desde 2014, ha recaudado US$11,5 millones en fondos de empresas como Bosch, KMPG y Agfunder. La empresa comenzó en Tasmania trabajando con productores de ostras, proporcionándoles fechas de microclima. Y desde 2017 se ha expandido a la agricultura, lanzando Sensing+, una solución para detectar microclimas. ¿Qué hace?: mide datos de varios puntos alrededor de un campo, analizándolos y entregando a los agricultores a través de una aplicación, predicciones sobre las condiciones de crecimiento, permitiéndoles tomar mejores decisiones sobre cuándo cosechar, regar, plantar, alimentar y proteger sus cultivos.

Otra de las empresas australianas, con sede en Adelaida, Australia Meridional, AquaSpy fabrica sensores que llegan a la raíz de los problemas de riego. La puesta en marcha de la tecnología del agua ha recaudado casi US$11 millones, divididos entre el financiamiento de capital y el financiamiento de la deuda en los últimos años. AquaSpy ofrece un sistema de monitoreo de suelo totalmente automatizado que mide no sólo la humedad, sino también la temperatura y la conductividad eléctrica.

ISRAEL: SUS NUEVAS EMPRESAS SIEMPRE PROPORCIONARÁN NOVEDADES EN RIEGO

Israel ha sido líder en microirrigación, gestión y tratamiento de agua y, en lo que respecta a la puesta en marcha de sistemas de riego, sigue abasteciendo a muchas empresas interesantes cada año. Tevatronic ha desarrollado una solución tecnológica que hace que los cultivos sean totalmente autónomos de los aspectos de riego y fertilización. El sistema es capaz de decidir cuándo y cuánto regar, y ejecuta la decisión de riego sin intervención humana, basándose en los datos recogidos en el campo con tensiómetros digitales. Los datos se envían a la nube y se convierten en prescripciones autónomas de riego mediante un algoritmo propietario. En el modo de funcionamiento autónomo, el sistema puede reducir el uso de agua y fertilizantes hasta en un 75%, a la vez que aumenta el rendimiento.

Oleg Korol, fundador de la empresa, afirma que el primer objetivo del sistema Tevatronic es regar correctamente, mejorando la eficiencia del riego, en comparación con lo que el agricultor estaba haciendo anteriormente: «Lo que sucede es que una vez que se empieza a regar de la manera correcta, en relación con lo que el cultivo necesita, normalmente disminuye la cantidad de agua utilizada», señala.»Por ejemplo, en el caso de las aceitunas hemos conseguido reducir el consumo de agua en un 74%. Lo que es un caso extremo, pero real. Con frecuencia, incluso reduciendo la cantidad de agua aplicada, logramos aumentar el rendimiento. En la uva de mesa, por ejemplo, incluso si solo ahorramos el 5% del agua, hemos obtenido un aumento del 13% en el rendimiento. Sin embargo, la idea básica es irrigar de la manera correcta en lugar de aplicar menos agua».

Pero probablemente CropX ha sido, hasta ahora, la empresa de irrigación de Israel que ha recibido más atención por parte de los medios de comunicación. CropX vende un paquete de sensores y software diseñado para ayudar a los agricultores a determinar con precisión la cantidad de agua que deben utilizar en las diferentes partes de sus campos. Para utilizar el sistema, los agricultores pueden simplemente pegar los sensores CropX en el suelo. Los sensores transmiten los datos a la nube, donde los servidores de CropX calculan los números sobre la topografía, la estructura del suelo y la humedad de cada parte del campo. Una vez analizados los datos, los agricultores reciben recomendaciones a través de una aplicación para teléfonos inteligentes sobre la cantidad de agua que deben dedicar a cada parte del campo. CropX afirma que el proceso puede ayudar a los agricultores a utilizar hasta un 25% menos de agua. El origen de CropX es el resultado de una asociación entre investigadores de tecnología genómica israelíes y expertos en irrigación de la organización neozelandesa Landcare Research. Según Crunchbase, la compañía ya ha recibido US$10 millones en inversiones de la Serie A.

Saturas es otra compañía israelí muy interesante. El sistema de detección de Saturas comprende sensores implantados en miniatura y transpondedores inalámbricos que pueden medir el potencial de agua madre (SWP, en inglés), una métrica ampliamente reconocida como una de las más precisas para determinar el estado hídrico de las plantas.

El concepto del SWP de Saturas fue desarrollado desde el campo por el Dr. Moshe Meron, investigador principal del Instituto de Investigación MIGAL y miembro del equipo de Saturas. El MIGAL presta apoyo a unos 10.000 agricultores del norte de Israel, que producen aproximadamente el 20% de la producción agrícola nacional y son reconocidos internacionalmente como un centro de innovación agrícola. Saturas se estableció con el  financiamiento y apoyo de Trendlines Agtech, la única incubadora de tecnología enfocada en la agricultura y tecnología de alimentos en Israel, y miembro de The Trendlines Group. Saturas ha recibido US$1 millón para completar el desarrollo del sensor, el lanzamiento y la operación de los sitios de pruebas en todo el mundo.

SUPPLANT: LLEVAR INTELIGENCIA ARTICIAL AL RIEGO

En 2016, el ganador del premio People’s Choice Award en la categoría de productos agrícolas en la feria Irrigation Show (EE UU) fue SupPlant GBI, un sistema de riego creado por la empresa israelí SupPlant. Esta empresa desarrolló un sistema único de inteligencia artificial que es capaz de analizar los datos generados de los cultivos a través de sensores y traducir estos datos en comandos de riego. Ofrece dos productos:  monitoreo de Plantas y Riego Basado en el Crecimiento (GBI, en inglés) y Big Data Irrigation (BDI). Con GBI, SupPlant ha desarrollado un sistema único basado en un conjunto de algoritmos para analizar los datos recogidos de los sensores: suelo, clima y, lo más importante, basados en plantas. Y los datos se traducen en tres niveles de servicio: sistema de alerta en tiempo real sobre una amplia gama de información relevante para el agricultor; plataforma para la implementación de agroquímicos y una solución de ciclo cerrado: el riego basado en el crecimiento. BDI, por su parte, se basa en el concepto de analizar los datos de los campos relevantes de GBI (el mismo cultivo con condiciones climáticas similares) y utilizar estos datos para proporcionar constantemente un régimen de riego dinámico. SupPlant es una marca del Grupo AWL (AgroWebLab), establecido en 2012 en Israel como una empresa de I+D. SupPlant ha firmado varias asociaciones con empresas líderes en el mundo, como Adama.

NETBEAT, UN NOVEDOSO SISTEMA DE GESTIÓN DE RIEGO Y FERTIRRIGACIÓN

En 2018, Netafim lanzó un nuevo sistema de gestión de riego y fertirrigación llamado NetBeat. La plataforma es apodada por la compañía como el «primer sistema de irrigación con cerebro». Es un sistema de gestión de riego y fertirrigación que integra el monitoreo, el análisis y la automatización en una única plataforma. NetBeat proporciona a los agricultores recomendaciones en tiempo real basadas en datos relativos a las condiciones de la planta, el suelo y el clima obtenidos tanto de los sensores en el campo como de fuentes externas.Estos datos se analizan en la nube, de acuerdo con los Modelos de Cultivos Dinámicos patentados, desarrollados por Netafim basados en 50 años de experiencia e investigación única en el campo de la agronomía y la hidráulica. Basado enteramente en tecnología israelí, NetBeat fue desarrollado en colaboración con mPrest, desarrolladores de la plataforma de Mando y Control utilizada en el sistema de defensa aérea Iron Dome. NetBeat integra el monitoreo, análisis y automatización en un sistemacontrolado por el agricultor a través de una interfaz de usuario, que proporciona optimización y recomendaciones inteligentes en todas las etapas fenológicas del cultivo, ahorrando agua, fertilizantes y otros insumos y mejorando la rentabilidad.

ACUERDO ENTRE THE CLIMATE CORPORATION Y LINDSAY

Un evento importante en el desarrollo del riego de precisión ocurrió en abril de 2019 cuando The Climate Corporation y Lindsay Corporation anunciaron un acuerdo de plataforma que establecerá una conectividad bidireccional de datos entre la plataforma de agricultura digital Climate FieldView de The Climate Corporation y la plataforma FieldNET de Lindsay.

Según Mike Stern, director ejecutivo de The Climate Corporate y jefe de agricultura digital de Bayer, a medida que aumenta el uso mundial del agua para la producción de cultivos, los agricultores están adoptando prácticas de riego más eficientes para mejorar de forma sostenible su productividad.

Con Climate FieldView, los agricultores de más de 60 millones de acres pagados experimentan una recolección de datos de campo rápida y sencilla y la capacidad de obtener información basada en análisis de sus datos para aumentar la productividad. Con la incorporación de Lindsay como socio de la plataforma, los clientes de agricultores compartidos verán valores adicionales, transferencia de datos simplificada, monitoreo de riego más preciso y la capacidad de visualizar y analizar los datos de riego, según las empresas.

Esta asociación demuestra claramente la importancia de los datos en la gestión del riego. Las compañías de riego tradicionales están comprando activamente empresas más pequeñas para mejorar sus capacidades digitales y a su vez las pequeñas empresas están afectando el mercado.  Esperamos que se establezcan más asociaciones en este sentido y que se pueda prescribir una programación precisa del riego, ahorrando agua y nutrientes, y protegiendo el medio ambiente.