icon-category icon-close icon-closequote icon-down icon-download icon-evento icon-facebook icon-instagram icon-lang icon-linkedin icon-lupa icon-menu icon-next icon-openquote icon-paper icon-pluma icon-popular icon-prev icon-send icon-share icon-twitter icon-ultimo icon-video icon-youtube share-facebook share-gplus share-linkedin share-mail share-twitter

Junio 2021 | Nogales

“Capturador” reduciría costos en hasta 40%

Cosechadora mecánica de nueces busca potenciar los procesos productivos

La dificultad de conseguir mano de obra en la zona de San Clemente y la pérdida de cerca de un 10% de la cosecha por nueces que no eran recogidas desde el suelo, llevó a Marilyn Troncoso y su marido a desarrollar esta singular tecnología: un carro de tracción manual para una persona, que cuenta con una estructura que incluye una pantalla de 6 metros de diámetro para recoger nueces, que tiene el objetivo de mejorar la eficiencia en épocas de cosecha.

Miguel Patiño

Su diseño es simple, pero sus implicancias pueden significar un importante cambio a favor de los pequeños productores de nueces, y por qué no, de otros frutales también.

Se trata de una innovadora máquina desarrollada por Marilyn Troncoso y su marido, Agustín Bustos, propietarios de la empresa familiar Trumao Nueces, para cubrir las crecientes necesidades de su huerto de nogales de 2,7 hectáreas, ubicado San Clemente, en la Región del Maule, con el fin de optimizar la recolección de nueces en tiempos donde, según reconocen, es cada vez más difícil conseguir trabajadores para la cosecha y además pierden una importante fracción de la producción debido a la fruta que no se recoge tiene una serie de impactos negativos, al cosecharse muchas veces en días de lluvia.

“El año pasado tuvimos una producción de 21.000 kilos, y estimamos que lo que quedó en el piso son como 2.000 kilos más, es decir, cerca del 10% de lo que produjimos”, alerta Troncoso.

Es por eso que pensaron en una alternativa. La máquina, que llamaron “Capturador”, consiste en una estructura metálica que puede ser transportada por una persona, que soporta una pantalla de 6 metros de diámetro con la cual se ‘capturan’ los frutos, un ventilador para separar hojas y elementos no deseados desde la fruta capturada, y una correa transportadora. Todo esto con su respectivo motor a gasolina.

La máquina debe ser complementada con otras herramientas como un variador y remecedor de piola, y tras remecer el árbol, el sistema recibe la fruta que cae, y luego la pantalla se descarga de inmediato -no queda sosteniendo una gran cantidad de kilos-, donde la fruta pasa por la cinta transportadora que retira la fruta y luego queda lista para ser destinada a los siguientes procesos.

Troncoso señala que este diseño también podría utilizarse para otras frutas, indicando que “serviría también para pistacho o aceituna porque, de hecho, hay otros sistemas parecidos con este ‘paragua’ que se utiliza para la cosecha de aceitunas. Asimismo, está pensado para grande productores, entonces se podría adaptar. Incluso estamos pensando en hacer algunas pruebas en cultivos de maqui”.

Esta innovación contó con el apoyo de FIA, que otorgó un subsidio por 5 millones de pesos  en 2019, luego de postular vía concurso en 2018. “Eso nos permitió contratar asesoría y la contratación de terceros para fabricar el equipo, que terminamos a principios de este año”, añadiendo que la pandemia ralentizó los procesos.

La representante de Trumao Nueces señala que esta es una apuesta a futuro ante el cambio del mercado laboral, sobre todo de gente joven que viene con otras expectativas y sin ganas de quedarse en el campo: “Estamos pensando en qué pasaría si el día de mañana tenemos cero trabajadores. Creemos que sí o sí tenemos que mecanizar lo más posible los procesos de cosecha, porque la realidad es que en unos 10 años más quizás no vamos a tener gente para cosechar”, advierte.

En su proyección, indican que la baja en costos de mano de obra podría ser de hasta un 40% por lo visto en sus primeras pruebas, ya que, por ejemplo, en una superficie como con la que cuentan, para hacer la cosecha se necesitan unas quince personas. Sin embargo, gracias al Capturador, ello se podría reducir en seis o siete.

El ingeniero agrónomo Agustín Bustos, quien diseñó el primer prototipo, y la representante comercial de Trumao Nueces, Marilyn Troncoso, junto al ‘Capturador’.

APUESTAN A ROL ASESOR

La máquina actualmente está en proceso de mejoras luego de las pruebas realizadas, con la misión de reducir el peso de la estructura, ya que en un principio no se consideró ni la correa transportadora ni el ventilador, pero estiman que, una vez hechas las mejoras, necesitarán dos de estas máquinas para cubrir su huerto. Pero pese a todo el trabajo puesto en el prototipo y la inversión en esta máquina, señalan desde Trumao Nueces que su intención no es patentar la idea. “Participamos varias personas en el diseño de la máquina, y la idea es que sea lo más fácil posible para la gente poder llegar también al equipo”, destaca Troncoso.

De hecho, la idea de la cocreadora de esta máquina es apostar por un rol de asesoría a otros pequeños productores como ellos. Por lo mismo Troncoso señala que “buscamos que fuera de tracción manual, porque los pequeños productores en general no tienen la posibilidad de adquirir grandes equipos ni accionar alguna máquina”, añadiendo que “estamos convencidos de que la máquina sí optimizaría el proceso de cosecha, disminuiría considerablemente la contratación de mano de obra, porque la máquina de puede operar con una sola persona”.

Es precisamente el ‘know how’ sobre cómo construir y operar esta máquina el que quieren aprovechar para prestar asesoría a otros pequeños productores, pensando en que cada caso requerirá máquinas diferentes ya que cada huerto tiene sus necesidades características únicas. “Como nosotros hicimos esta máquina, sabemos cómo opera, conocemos al fabricante, nosotros nos encargamos de que se fabrique la máquina y en cómo mejorar otros procesos productivos también. La idea es que, de verdad, los pequeños productores puedan potenciar sus sistemas productivos y que sea viable hacer estas inversiones, porque nos damos cuenta que la mayoría de los productores chicos tienen muy malos rendimientos y no tienen la posibilidad de hacer inversiones. Por eso lo primero es ver los recursos que tienen, y luego brindarles una asesoría, para mejorar sus resultados y motivarlos a que pueda implementar ciertas herramientas que mejoren sus procesos”, explica la agricultora.

Troncoso recalca que sí se puede trabajar y ser competitivos en pequeñas superficies, remarcando que “si tú haces un buen manejo, y te enfocas en esto tú puedes vivir perfectamente de un pequeño huerto de nogales, como nosotros que vivimos de las nueces y sólo con esa superficie”. De hecho, ya se han acercado pequeños productores interesados en esta innovación. “Fuimos a ver a un productor en Coltauco, y sus árboles son mucho más grandes y están más distanciados que los nuestros, entonces al remecer el árbol un gran porcentaje de la fruta no caería en el ‘paraguas’, por lo que tendríamos que tener una pantalla más grande para ese tipo de productor”, cuenta.

Por ello es que la intención es poder ofrecer esta máquina, y por la asesoría a las personas obtener un retorno por el servicio que prestarían. Así, el trabajo sería finalmente llegar al productor, ver sus necesidades y su condición. “Así, con esa información podremos ir al fabricante  con las medidas pensadas para cada productor”, sostiene sobre una máquina cuya construcción, con las características específicas para un productor, costaría en torno a 3,5 millones de pesos, que fue el costo de fabricación del modelo que hoy tiene Trumao Nueces. “Nuestra idea es que sea lo más asequible posible”, finaliza Troncoso.

47 PROYECTOS EN EL PAÍS

Actualmente, FIA cuenta con 47 iniciativas de innovación en ejecución, impulsadas a través de sus distintos instrumentos, por un aporte de más de 6.000 millones de pesos, donde destaca la alta participación de la Región del Maule en todos los llamados a concursos. “Tras un largo proceso esta joven productora pudo materializar la idea de su máquina ´Capturador´, un equipo de tracción manual, dirigido a pequeños productores de nueces, donde Chile ha tenido un aumento considerable en los últimos años por su tamaño y calidad externa e interna, de acuerdo a estándares internacionales”, comenta el director ejecutivo de FIA, Álvaro Eyzaguirre.