En Cañete: Fluctuación poblacional de la arañita roja Oligonichus Sp. en árboles de palto hass

La arañita roja causa importantes daños en las hojas de los árboles de palto. Su distribución en los árboles es preferentemente en la zona superior, hacia el norte.

 

La arañita roja es una de las plagas más dañinas que ataca al palto, ocasionando una caída prematura de las hojas. A fin de mejorar los métodos de muestreo y el manejo fitosanitario de la plaga, investigadores de la UNALM realizaron trabajo para determinar cuál es la distribución poblacional de esta plaga.

No es casualidad que Perú se haya consolidado como segundo exportador mundial de paltas. Sin embargo, esa posición actual, sumada a la apertura de nuevos mercados, exige aún más volúmenes de producción y una mejor calidad de la fruta. Asimismo, se requiere un mejor control de plagas y enfermedades que afectan al cultivo en diferentes zonas productoras y un férreo control sobre los límites máximos de residuos (LMR) con que llega la fruta a los mercados de destino. 

Las arañitas rojas se desarrollan principalmente en el haz de las hojas maduras, cerca de las nervaduras.

 

Dentro de las plagas más importantes que atacan a los árboles de la variedad Hass en el Perú están las arañitas rojas, ácaros de la familia Tetranychidae, cosmopolitas y muy polífagos, principalmente del género Olygonychus, que pueden desarrollarse de forma óptima en más de 150 especies vegetales y afectan prácticamente a todos los cultivos, atacando generalmente a las hojas y, en algunos casos, a loa frutos. A nivel global, se han descrito 1,184 especies de la familia Tetranychidae, las cuales están comprendidas en 71 géneros. Sólo en el Perú se ha descrito 28 especies que atacan a cultivos frutales, hortícolas y ornamentales. 

Este tipo de ácaros se desarrolla principalmente en las hojas maduras cerca a las nervaduras, alimentándose, tanto de estadios inmaduros como adultos, del contenido de las células superficiales de la hoja. Por lo general, las hojas infestadas se caen prematuramente debido al rompimiento de las células, la remoción de la clorofila y la saliva inyectada por los ácaros lleva al mal funcionamiento de la hoja, como aumento en la tasa de transpiración, que resulta en su marchitez y caída temprana. Asimismo, se pueden producir ataques severos, sobre todo cuando hay una alta incidencia de la plaga, que puede invadir el follaje nuevo en expansión, es decir, los brotes de otoño, situación que puede provocar una defoliación parcial en el árbol, frutos de pequeño calibre y caída de frutos jóvenes recién formados. 

La presencia de la arañita roja es generalizada en todas las zonas productoras de palta, sin embargo, aún no se tiene identificada de qué especies en concreto se trata. Así, por ejemplo, no se conoce si en Huaral, haya varias especies mezcladas o puede que en un fundo haya una determinada especie y en otro tenga la presencia de otra especie. 

ESTRATEGIA DE CONTROL

Una adecuada estrategia de control incluye el lavado de los árboles, al menos cuatro a seis veces en la campaña, realizados con mangueras a presión, durante la época vegetativa, pasada la floración. Incluso se han realizado pruebas cuando el fruto está creciendo, con buenos resultados porque una vez que el fruto se agarra, ya no hay peligro de que caiga. Solo realizando el lavado se produce una alta mortandad de adultos y ninfas que están encima de las hojas e incluso de un importante porcentaje de huevos. Ese lavado debe complementarse con aplicaciones de aceites de origen vegetal y de extractos, también vegetales. En relación a estos últimos, se han hecho ensayos con ocho extractos vegetales. Su aplicación debe realizarse pasada la poscosecha, sobre todo porque tras las recolección quedan hojas viejas y muchos ácaros y los agricultores no le prestan la debida importancia. Asimismo, en la mayoría de los campos en el Perú se siguen usando productos químicos, desconociendo de la efectividad de los extractos que, aplicándolos de forma correcta, y complementando con los lavados y el uso de aceites, se puede perfectamente controlar la arañita durante siete meses. 

Sin embargo, para que la estrategia de control tenga un buen resultado, se debe conocer al dedillo cuál es el comportamiento y distribución de la arañita roja dentro del cultivo, durante los diferentes estados fenológicos. Por ello es que un grupo de investigadores de la Universidad Nacional Agraria de La Molina (UNALM), liderados por la investigadora Mónica Narrea, desarrolló un trabajo en campos de paltos ubicados en Cañete, en un campo de cinco años, de la variedad Hass, de una de tres hectáreas fue dividido en cinco sectores. 

En cada sector se seleccionó al azar dos árboles, que presentaran características homogéneas en cuanto a copa y altura, por lo que en total se seleccionaron 10 árboles.

Los muestreos consistentes en el contaje de las formas móviles (ninfas y adultos) así como huevos presentes las hojas seleccionadas al azar (dos hojas/ punto de muestreo), se hizo considerando que las siguientes variables para el presente estudio: por punto cardinal (norte, sur,  este y oeste) y por estrato (superior, medio e inferior).

Se realizaron en promedio muestreos cada 15 días, entre mayo del 2013 y marzo del 2014. El mes de abril no fue posible realizar las colectas debido a problemas de restricción en el área de muestreo. 

De acuerdo a los resultados, el ácaro Oligonychus sp., se encontró presente en el cultivo de palto de campos de Cañete en los meses de mayo y junio de 2013 y febrero- marzo del 2014, coincidiendo con el desarrollo de factores climáticos y agronómicos favorables para esta plaga, ya que estos meses coinciden con ser los más calurosos. En promedio se registró en el primer lapso de tiempo una temperatura de 21ºC (Min: 15 ºC y Max 23 ºC) y en el segundo lapso una temperatura de 26ºC (Min: 20 ºC y Max 28 ºC) y además coinciden con los estados fenológicos de Fructificación, Maduración y Cosecha. 

La ausencia del ácaro durante los meses de julio a enero se debió al efecto de los lavados que se realizaron esos medes, que ejercen un control mecánico al expulsar huevos e individuos (adultos y ninfas) fuera de las hojas. A ello también contribuyó el uso de aceites vegetales. Fuera de estas labores agronómicas, no se realizaron aplicaciones durante los meses en que se registró la presencia de la plaga. 

DISTRIBUCIÓN DE LA PLAGA

Respecto a la presencia de individuos y huevos registrados en el árbol de palto, los investigadores pudieron comprobar que la presencia de Oligonychus sp., estuvo influenciada por la ubicación de las hojas dentro del mismo. Así, según se observa en la figura 1, que de acuerdo a los puntos cardinales, durante los meses que se presentó la plaga y tanto las formas móviles (individuos) como los huevos, se encontraron preferentemente en los puntos Norte y Oeste, aunque con mayor presencia en el Norte. El lado Sur para ambos estados de desarrollo, presentó el menor número de registros. 

Estos resultados son muy parecidos a los obtenidos por Inostroza (2007) para O. yothersi en palto, quien encontró mayor población en la cara Norte del árbol aunque a diferencia de nuestros resultados, registró la presencia del ácaro entre los mediados de diciembre y finales de marzo. Coincidentemente con Quirós de González et al., (2009), los resultados más bajos fueron obtenidos en el lado Este. Esto presumiblemente se deba al efecto secante del sol, dado que el Este es el punto cardinal por donde aparece el sol y que ejercería un control físico al secar tanto huevos como individuos, por lo cual su presencia en ese lado del árbol es baja en comparación a los demás puntos cardinales. 

FIGURA 1. Total de Oligonychus sp. según Punto Cardinal, durante mayo 2013 y marzo 2014 (Cañete, Lima). 

 

Con respecto a los estratos, encontramos que tanto huevos como individuos de Oligonychus sp., se encuentran preferentemente en el tercio superior, tal como se puede observar en la figura 2. Se observa también que el estrato que menos individuo presenta es el inferior. Esta situación se presentó durante todos los muestreos donde se registró la presencia de los ácaros; lo cual no coincide con lo reportado por Inostroza (2007), quien dependiendo del mes y fenología encontró diferentes preferencias. 
Con respecto a los estratos, los investigadores encontraron que, tanto huevos como individuos de Oligonychus sp. se encuentran preferentemente en el tercio superior, tal como se puede observar en la figura 1. Asimismo, se observa que el estrato que menos individuos presenta es el inferior. 

FIGURA 2. Total de Oligonychus sp., según estrato del árbol evaluado, durante mayo 2013 y marzo 2014 (Cañete, Lima)

 

Si se relaciona la preferencia de los Puntos Cardinales con los estratos, vemos que en el caso de los individuos de Oligonychus sp., tal como se observa en la figura 3, su presencia es mayoritaria en el estrato superior, independientemente de la orientación cardinal evaluado. 

FIGURA 3. Total de Individuos de Oligonychus sp. según Punto Cardinal y estrato del árbol evaluado durante mayo 2013 y marzo 2014 (Cañete, Lima)

 

Esta situación no se repite en el caso de los huevos, donde según la figura 4, observamos que en el lado Oeste, se encontró ligeramente una mayor población en el tercio medio que en el superior


FIGURA 4. Total de huevos de Oligonychus sp. según Punto Cardinal y estrato del árbol evaluado, durante mayo 2013 y marzo 2014 (Cañete, Lima).

 

CONCLUSIONES

Tras el trabajo realizado, se pudo confirmar que la arañita roja que ataca a árboles de palta Hass en el distrito de Cañete es Oligonychus sp. y está presente durante las etapas fenológicas de fructificación y cosecha. 
De acuerdo a estos estudios, existe mayor presencia de huevos e individuos móviles de Oligonychus sp, en ciertas áreas del árbol de palto. El lado Norte y el tercio Superior son los sectores de la copa del árbol de palto que presentan mayor población de individuos y huevos de Oligonychus sp. 

En general, las hojas afectadas se marchitan y caen prematuramente, las plantas se debilitan, los frutos son más pequeños y pueden aparecer manchas en ellos.

 

PARTICIPARON DE ESTE TRABAJO DE INVESTIGACIÓN

M. Narrea Cango

C.E. Valle Cabrejo

R.A. Quispe Quispe

R.M. Bascones Cornejo

E.G. Vila Castro

J.M. Malpartida Zevallos