icon-category icon-close icon-closequote icon-down icon-download icon-evento icon-facebook icon-instagram icon-lang icon-linkedin icon-lupa icon-menu icon-next icon-openquote icon-paper icon-pluma icon-popular icon-prev icon-send icon-share icon-twitter icon-ultimo icon-video icon-youtube share-facebook share-gplus share-linkedin share-mail share-twitter

Enero 2018 | Marketing

Tras la compra de Agrícola Hoja Redonda

El Grupo San Miguel duplicará sus envíos de mandarinas

El grupo argentino San Miguel consolida su liderazgo en el 2018 como productor de cítricos frescos y procesados en el hemisferio sur, gracias a su reciente operación en el Perú con la compra de 1,708 hectáreas de Agrícola Hoja Redonda (AHR), que antes pertenecían al grupo Breca. Además, cuentan a Redagrícola cómo fue su incursión en la comercialización de paltas y uvas, frutas que no eran parte de su cartera de productos.

Marienella Ortiz

Durante este año, Agrícola Hoja Redonda (AHR) producirá un total de 25,000 toneladas de cítricos, de las cuales 15,000 toneladas irán a formar parte de la oferta total del grupo argentino San Miguel que ofrece a los diferentes mercados en el planeta. Mejor dicho, esa cantidad prácticamente duplicará el volumen que venía manejando internacionalmente este grupo, que era de aproximadamente unas 14,000 toneladas. “La compañía adquirida es líder en la producción de cítricos en el Perú, siendo el principal exportador de mandarinas del país, lo que se enmarca perfectamente dentro de nuestra estrategia corporativa de ampliar el share de cítrico dulce en nuestro portafolio. Con AHR estamos sumando un poder estratégico enorme, por la calidad y cantidad de la fruta, por el origen de Perú, y por la relevancia que tiene dentro del mercado global como productor de mandarinas”, refiere Federico Böttcher Sorondo, gerente de comunicaciones y RSE de San Miguel.

Otra de las ventajas de su operación en el Perú es que la corporación suma salida hacia el Pacífico, multiplicando sus posibilidades para abastecer de frutas al creciente mercado asiático. Otros aspectos que resalta el ejecutivo de la compañía argentina son el amplio desarrollo de acuerdos comerciales del Perú con los mercados más relevantes del mundo, sumado a su ubicación y variedad de climas.

LIMÓN, EL REY. Tucumán es la zona productora de limones por excelencia de Argentina. Allí tiene su sede San Miguel y es líder en la producción de este cítrico.

“Perú es el principal productor de mandarinas del hemisferio sur después de Brasil, con una producción de 400,000 toneladas anuales. Por tanto, esta inversión en Perú asegura la presencia de San Miguel en uno de los principales países productores de cítricos del mundo, reforzando el compromiso de crecimiento expresado a sus accionistas y fortaleciendo su estrategia en diferentes sentidos. Aprovechando la ventana de la contraestación, es que se presenta una enorme oportunidad para las exportaciones del hemisferio sur. San Miguel reafirma así su liderazgo, ofreciendo volumen, calidad y variedades que responden a los requerimientos de los mercados más sofisticados y con mayor potencial de desarrollo”, sostiene Böttcher.

Las mandarinas peruanas tienen destinos de exportación a mercados Premium como EE UU (37% del total) y el Reino Unido (23%). Específicamente, AHR produce en el Perú las variedades Tango y W. Murcott, altamente valoradas en este tipo de mercados, por tratarse de especialidades sin semilla y de buen color. “La compra de AHR nos da esta ventaja, y nos permite sumar un origen de alto prestigio en el mercado hortofrutícola, la oportunidad de salir a comercializar a través del Océano Pacífico, y tener mayor llegada y presencia en el mercado asiático, así como también incorporar nuevos productos”, precisa el representante de la compañía.

9,758 ha

maneja el grupo en 4 países del hemisferio sur.

5,400 ha

posee la casa matriz de San Miguel en Argentina.

1,708 ha

añadió el grupo con la operación en Perú.

 

NUEVO NEGOCIO: COMERCIO DE PALTA Y UVAS

Al ser una compañía especializada en la producción y comercialización de cítricos, con la adquisición de AHR, San Miguel se abre al envío de frutas que no eran parte de su portafolio: la uva de mesa y la palta, productos que tienen a EE UU como un importante mercado de destino. La campaña de uva que empezó a fines de 2017 fue un paso muy importante para la firma argentina, porque es la primera vez que comercializa fruta no cítrica en su historia. “(Con AHR) tenemos 4 variedades de uva de mesa de alta calidad, patentadas, y de excelente sabor. El tamaño de la baya es grande, alcanzando calibres de 23-24 mm y de consistencia firme; por lo tanto, viaja bien y llega en excelente condición al consumidor”, refiere. Además, estas uvas se comercializarán en EE UU en un período en que los productores locales no tienen fruta y tampoco hay presencia de la que procede de Chile.

Durante este año, proyectan empezar la campaña de palta con un volumen que aún está por determinar. “Se trata de palta Hass. Contamos con la ventaja de que la palta es uno de los alimentos con mayor perspectiva de crecimiento en su consumo a nivel global. Es un cultivo cuya demanda viene creciendo en casi todos los destinos, y cada vez más consumidores incorporan este producto a su dieta”, menciona.

FORTALECIENDO EL NEGOCIO DE ALIMENTOS PROCESADOS

San Miguel se posiciona como uno de los principales actores globales en la producción de alimentos derivados de cítricos. De este modo, la empresa continúa diferenciándose de la industria citrícola en general, acentuando su rol de liderazgo como proveedor estratégico del mercado alimenticio. El posicionamiento actual de San Miguel acentúa la relevancia del conocimiento para desarrollar soluciones para la industria de alimentos y bebidas. Éste es el valor diferencial que le otorga una trayectoria de 60 años, manteniendo siempre el máximo estándar de calidad en todos los productos y a lo largo de cada etapa de elaboración

GIGANTES DEL HEMISFERIO SUR. La operación en Perú se suma a las de Argentina, Uruguay y Sudáfica. En total el grupo controla más de 9,700 ha en el hemisferio sur.

RETOS COMERCIALES

La firma es consciente que uno de los mayores desafíos radica en desarrollar la estrategia de comercialización de la uva y la palta, adecuándola en función de los diferentes requerimientos logísticos y de las ventanas de venta que presentan. Para ello, señalan que se apalancaran en su enorme plataforma profesional y ‘expertise’.

Respecto a si tienen inversiones programadas en campo y/o planta en Perú, Federico Böttcher Sorondo responde que por el momento tienen previsto focalizarse en integrar la operación a su estructura actual y trabajar juntos para asegurar llevarla al máximo de su potencial. “Hemos adquirido el 100% de las acciones y votos de AHR, cuyos activos se componen de dos fundos agrícolas en Chincha y en Chepén, y una planta de empaque en Chincha. Nuestro principal objetivo es integrar sus actuales operaciones al negocio existente de San Miguel y maximizarlas”, recalca. Asimismo, todo el ‘know-how’ de la firma será integrado a las operaciones en Perú, para compartir buenas prácticas y potenciarse mutuamente.

La investigación no es un tema que se descuida en San Miguel. Para el grupo de origen argentino es un aspecto clave en el desarrollo futuro de la compañía. “Tenemos dos áreas especialmente dedicadas a cuestiones de Innovación. Por un lado, el departamento de Investigación y Desarrollo en el área de fitopatología y biotecnología; y por otra parte, el departamento de Desarrollo de Nuevos Productos. Nuestro objetivo es proveer soluciones a nuestros clientes y por ello desarrollamos productos especiales que se adaptan a la medida de sus necesidades”, finaliza.