icon-category icon-close icon-closequote icon-down icon-download icon-evento icon-facebook icon-instagram icon-lang icon-linkedin icon-lupa icon-menu icon-next icon-openquote icon-paper icon-pluma icon-popular icon-prev icon-send icon-share icon-twitter icon-ultimo icon-video icon-youtube share-facebook share-gplus share-linkedin share-mail share-twitter

Octubre 2019 | Tessenderlo Kerley x RA360 | Empresas

Tessenderlo Kerley

Manejo de salinidad y carbonatos con el uso de tiosulfatos

A nivel mundial, el aumento de la población, el crecimiento de las zonas urbanas, entre otros, han desplazado a la agricultura a zonas con suelos con diversas limitantes: Profundidades limitadas, altos contenidos de carbonatos, sales, poca disponibilidad de aguas de buena calidad para riego, etc.

En Chile hay muchas zonas que presentan problemas de salinidad y alta presencia de carbonatos, esto debido en algunos casos a características propias de los suelos, como también a prácticas agrícolas como riego con aguas de elevado contenido de sales, fertilización inadecuada, alternancia entre periodos de sequía y mayor disponibilidad de agua de riego, entre otras.

Efecto de las Sales en los cultivos

La presencia de determinadas sales en el suelo, incluso en bajas concentraciones, puede provocar detrimento y efectos tóxicos en las plantas.

Dentro de las sales que ocasionan más problemas para los cultivos están sodio, boro y cloruro.

Al igual que en el caso de las deficiencias nutricionales, los niveles de toxicidad que presenta cada una de las sales y sus síntomas son diferentes, dependiendo de la especie que estemos observando.  Por lo tanto, contando con un conocimiento de los síntomas que produce, podremos establecer la causal de la fitotoxicidad que estamos observando. Por ejemplo:

Un exceso de sodio produce necrosis o quemaduras en los bordes exteriores de las hojas. Cuando el problema se hace más severo, la necrosis continúa por los nervios hasta el centro de la hoja. Los cítricos, paltos y frijoles, destacan por ser de los cultivos más sensibles al exceso de sodio en el suelo. 

Cuando el cloruro se acumula en la hoja el efecto puede ser muy perjudicial. Suele manifestarse con quemaduras en la punta de las hojas y avanzar por los bordes. Afecta transversalmente a cultivos anuales y frutales, siendo muy sensibles los frutales de carozo, palto, cítricos y la vid, observándose síntomas tales como: alta sensibilidad a heladas, abscisión de hojas, bajo porcentaje de cuaja, caída de frutos, menor calibre de frutos, entre otros.

La toxicidad por Boro, es similar a la toxicidad producida por otros nutrientes, generando una necrosis progresiva de las hojas, que comienza por un amarillamiento de los bordes.

Los efectos causados por la toxicidad por sales, usualmente se clasifican  de la siguiente forma:

1. OSMÓTICO: Menos agua disponible para la planta.

2. NUTRICIONAL: Menor entrada de nutrientes y desequilibrio nutricional.

3. FITOTÓXICO: Quemaduras marginales en las hojas.

4. HORMONAL: Inhibición de las auxinas endógenas de las plantas. Aumento de la producción de ácido abscísico y etileno por la planta.

Efecto de los carbonatos en el suelo

El efecto negativo de la alta presencia de carbonatos en el suelo para los cultivos se da, en lo inmediato, por la porción denominada caliza activa, esto se refiere al porcentaje de carbonato total con partículas de menos de 0,05 mm de diámetro.

Esta fracción del carbonato participa activamente en las reacciones de la solución suelo, pudiendo producir inmovilización de elementos nutritivos y alterar la asimilación de fierro (clorosis férrica), en especies sensibles, generando efectos sobre el desarrollo y rendimiento.

Para solucionar los inconvenientes generados tanto por sales como por carbonatos, se recomiendan distintas estrategias, donde se incluyen, entre otras: Lavados, acidificación, desplazadores de sales, patrones tolerantes, etc.

TIOSULFATOS: Alternativa de manejo agronómico

Los tiosulfatos (S2O3)= son fertilizantes líquidos, de reacción ácida en el suelo, y fuente de azufre (S) y cationes como Ca, K, Mg, N, los cuales pueden ser utilizados como fuente nutricional o enmienda de suelos. Además, son altamente solubles en agua y compatibles con muchos otros fertilizantes.

Desde el punto de vista químico, el anión tiosulfato es un agente químico reductor, produciendo también acidificación luego de la oxidación del S. Debido a estas propiedades, las moléculas de tiosulfato poseen un efecto único en la química y biología del suelo. Por ejemplo, se ha demostrado que una aplicación de Tiosulfatos incrementa la solubilidad de los nutrientes, mejorando simultáneamente la estructura del suelo y la infiltración del agua y, por ende, la oxigenación en el perfil.

El tiosulfato ejerce también un efecto protector, sobre los fertilizantes nitrogenados, en base a amonio, (UAN, Urea etc) al reducir la tasa de hidrólisis de la urea, la conversión de urea en amonio (NH4+), y reducir las pérdidas de amoníaco (NH3) como gas. La nitrificación, la conversión de NH4+ a nitrato, es también reducida en presencia de Tiosulfatos

Aunque el pH inicial de los fertilizantes tiosulfato es cercano a la neutralidad, el tiosulfato se oxida para formar ácido sulfúrico y sulfato de calcio, resultando en una ligera y secuencial acidificación de la zona de aplicación, generando una cadena de reacciones y eventos (neutralización de carbonatos, desplazamiento de sales, solubilización de calcio, entre otros), que se traducen en una mejora en la aireación del perfil y con ello en la infiltración de agua y finalmente en un mejor desarrollo de la masa radicular.

Su versatilidad les permite ser aplicados en sistemas de riego superficial, pivote central, con aspersores, sistemas de riego por goteo, etc.

TESSENDERLO KERLEY  DESARROLLADORES DE TIOSULFATOS EN EL MUNDO

Tessenderlo Kerley es el principal fabricante de Tiosulfatos a nivel global, con plantas de formulación en Bélgica, USA, Francia y Turquía, entre otros países, abasteciendo un sinnúmero de regiones y cultivos.

En Chile hemos desarrollado estrategias nutricionales y de manejo de sales y carbonatos con todos nuestros Tiosulfatos, destacándose CATS® y KTS®.  Actualmente nos encontramos desarrollando MAGTHIO® y hemos importado recientemente THIOSUL®, para iniciar trabajos con él, lo que nos permitirá cubrir la mayoría de los requerimientos nutricionales de las diferentes etapas productivas tanto de palto como cítricos y otras especies.   

CaTs®

• Tiosulfato de calcio (CaO= 11% p/v).

• Aumenta la calidad del cultivo: la firmeza, el color y la vida útil.

• Proporciona calcio 100% asimilable sin nitrógeno ni cloruro.

• Contribuye a mejorar la condición del cultivo

KTS®

• Tiosulfato de potasio (K2O = 37%).

• Aumenta la calidad del cultivo.

• Ideal para momentos de alta demanda de este nutriente.

• Mejora la asimilación de otros elementos nutritivos presentes en el suelo.

Maghtio®

• Tiosulfato de magnesio (MgO = 9% p/v).

• Mejora el tamaño y sabor de las frutas.

• Ayuda en la síntesis de proteínas y carbohidratos.

• Aumenta la translocación de carbohidratos.

Thiosul®

• Tiosulfato de amonio (N=16% p/v).

• Fuente muy eficiente de nitrógeno y azufre.

• Hace disponibles los nutrientes y microelementos bloqueados en el suelo.

EXPERIENCIAS DE USO DE TIOSULFATOS EN LOS CULTIVOS DE PALTO Y cítricos

Se han desarrollado innumerables ensayos, tanto comerciales como científicos, con el fin de validar el efecto de los tiosulfatos bajo condiciones de salinidad y alto contenido de carbonatos de calcio en suelo, como ejemplo se muestran aquí dos experiencias: La primera en el cultivo de palto en Chile, la segunda en el cultivo de cítricos en Perú; los resultados en ambos casos han sido consistentes con lo obtenido en otras partes del mundo, en estos y otros cultivos.

Diferencia entre brote de primavera y brote de verano

Rendimiento en tratamientos.

ENSAYO DE CATS® EN PALTO:

El objetivo de la aplicación de CATS® fue reducir la concentración de cloruros y sodio en el suelo y como consecuencia disminuir el estrés, incrementar el metabolismo. De igual forma, obtener un mayor desarrollo radicular y vegetativo y como consecuencia de esto un mayor nivel de producción, tanto en cantidad como en calidad.

Este ensayo se implementó el año 2016, en paltos adultos de la región de Coquimbo, en Chile, y fueron aplicados vía fertiriego, en los periodos de mayor demanda de Calcio (flor a postcuaja) en una dosis de 100 L/ha/temporada.

Debido a la reacción del tiosulfato en suelo (Acidificación, desplazamiento de sales, mejora en la estructuración), se espera una buena respuesta de la plantación, expresada en incremento de área foliar, mayor vigor y mayor productividad.

Longitud promedio (en cm) de hoja entre brote de primavera (sin CaTs), y brote de verano (con CaTs).

Resultados

La longitud promedio de la hoja del brote de verano se incrementó un 43%, respecto al testigo.  Adicionalmente a la mayor área foliar, se observó un verde más intenso en los brotes tratados (mayor presencia de clorofila), mayor longitud de entrenudo y mayor número de brotes en aquellas plantas tratadas con CATS®.  Finalmente, estas mejoras se reflejaron en un incremento de la producción total de casi un 13%.

Como se observa en los cuadros y la fotografía, la aplicación de CATS® como enmienda de suelo tuvo un impacto positivo en la estructura y química del suelo, generando un ambiente adecuado y más amigable en la zona radicular, reduciendo el estrés por cloruro y permitiendo un mejor movimiento del agua. Esto permitió un mejor desarrollo del cultivo y un consecuente incremento de la productividad.

EVALUACION DE KTS® (TISOULFATO DE POTASIO) EN CíTRICOS

El objetivo de este ensayo fue evaluar el efecto de la aplicación de potasio sobre el estatus nutricional del mandarino var. W. Murcott. Se probaron 4 dosis de de KTS®, en dos concentraciones diferentes.

Fue realizado en Perú, en la temporada 2014-2015.

Cuadro 1. Tratamiento semanal.

Conclusiones

Resultados en Planta y Fruta:

En la primera evaluación de frutos se observa que hay un adelanto en la madurez interna de la fruta en las aplicaciones con KTS® dado el mayor valor de grados Brix y menor nivel de acidez. Pero dado que hay un nivel mínimo de acidez exportable que en promedio es de 0,9, con la aplicación de KTS® no se podría cosechar en forma muy tardía en esta variedad en las condiciones en que se hizo este ensayo.

En la segunda y tercera evaluación los parámetros de madurez interna se asimilan siendo los valores tanto de acidez como ºBrix parecidos para los dos tratamientos y testigo pero la tendencia de mayor ºBrix se mantiene con KTS® así como también la menor acidez.

El nivel foliar de potasio es mayor en ambos tratamientos en relación al testigo y el T2 presenta el mayor valor.

Se observa respuesta positiva en el manejo tanto de la dosis como concentración de potasio en el aporte de la solución fertilizante.

Resultados en Suelo:

En relación a valor de pH se observa solo diferencia en el T2 el cual se incrementa en relación al testigo a los 20 centímetros, pero a los 60 centímetros de profundidad se igualan.

El valor de conductividad eléctrica en ambos tratamientos es menor al testigo, siendo menor en el T2.

La concentración de potasio en solución de suelo es mayor en ambos tratamientos con respecto al testigo, siendo mayor en T2.

Contacto: Marcela Ruiz A

mruiz@tkinet.com+569 9233 7959