icon-category icon-close icon-closequote icon-down icon-download icon-evento icon-facebook icon-instagram icon-lang icon-linkedin icon-lupa icon-menu icon-next icon-openquote icon-paper icon-pluma icon-popular icon-prev icon-send icon-share icon-twitter icon-ultimo icon-video icon-youtube share-facebook share-gplus share-linkedin share-mail share-twitter

Agosto 2019 | Green Universe x RA360 | Empresas Especial Cerezos 2019

La carrera corta en la producción de cerezas de calidad

Ricardo Mella, Agrónomo de terreno Exportadora Unifrutti Linderos

El cerezo es un frutal de inusuales características por lo que se denomina “de carrera corta”, pues se producen al mismo tiempo varios procesos fisiológicos y de competencia en crecimientos de las ramas, y un exponencial crecimiento en los frutos, lo que se traduce en una constante de competencia por los recursos que son generados por la planta y que se hacen a expensas de las reservas que se acumulan durante la post cosecha.

Los cerezos florecen en septiembre y en 60 / 70 días ya enfrentamos la cosecha, los aportes de síntesis y los foto asimilados son una dura tarea para el follaje, donde priman varios  conceptos: índice de aérea foliar (IAF),   sanidad del follaje que  asegura translocación, respiración y movimiento de foto asimilados de aquellas fertilizaciones a base de N al suelo y las clásicas N, Mg, B  (FOLIARES), que como objetivo principal  tienen lograr las reservas de nitrógeno y carbohidrato requeridos.

Para Lograr la fruta de calidad que necesitamos producir

Es importante que la toma de decisiones en la elaboración de un plan nutricional base suelo y la dinámica de los aportes de los programas foliares a base de bioestimulantes, se realice  en base a la analítica, medida y controlada y con productos que nos permitan sincerar sus componentes y concentraciones, como así mismo la obtención de las materias primas de dichos productos.

En cada etapa de los diferentes estados fenológicos es clave construir la información  de cada campo , poniendo particular énfasis en variedades, porta injertos, zonas, suelos, y exigir a nuestros técnicos en los análisis de calidades de agua, incluir conductividad eléctrica, aportes de nitrógeno del agua; clasificaciones de nuestras raíces , tipificando y evaluando la calidad del MOTOR de la planta. Para esto debemos incluir en este proceso de análisis la textura y compactación de nuestras bases, cosa de incorporar el concepto del suelo vivo,  tan  recurrente en este último tiempo, al que creo personalmente no se  da la importancia necesaria. El uso de ácidos fulvicos y húmicos es una herramienta  a investigar para favorecer el desarrollo de nuestras  fuentes.

Mejorando los calibres y construyendo materia seca

Para cualquier variedad  la diferencia de tamaño entre la fruta dentro de una misma planta estará determinada por el tamaño de las células, a similares cantidades de células;   nuestra fruta será más grande en tanto sean grandes las células.

Si se interioriza este concepto, se puede valorar de mejor forma la importancia del proceso de poda y raleo en virtud de la oportunidad y calidad de estas labores.  Esto es relevante,  porque hay solo una oportunidad de incidir en el uso de los reguladores de crecimiento y multiminerales, cosa de aumentar la división celular y obtener los calibres deseados.

Los manejos de carga ya sea por centro frutal y la propia regulación de carga asegura que cumpliendo los parámetros de kilos por hectárea, nuestro negocio sea muy rentable en la medida de asegurar distribución de la fruta dentro del árbol, y ayudando a que nuestra cereza tenga aptitudes de sabor ( grados Brix ) y calibre, ALTO contenido de materia seca y firmeza, condición sine qua non para  los viajes largos a aquellos mercados asiáticos, que valoran nuestra fruta.

Labores oportunas

Las labores deben ser oportunas, hacer las cosas a tiempo y con calidad auguran buenos resultados, “en los detalles está el éxito y el éxito no es un detalle”.

El exceso de remoción de materiales de podas de aclareos o cosechas de luz violentas estresan a nuestro huerto,  aumentando el riesgo de manifestaciones de presión de cáncer bacterial. Necesitamos desarrollar técnicas amigables en el uso de herramientas biológicas y sustentables en la lucha de este bacterio.

Es fundamental definir manejos hídricos en post cosecha adecuados a cada zona y suelo, uso de bioestimulantes  al follaje, uso de bloqueadores, especialmente aquellos que contengan silicatos de aluminio, por su poder de refractación del sol; apoyo del ion fosfito,  potasios y / o fosfanatos que ayudan a generar fitoalexinas.

Aumentar además las defensas de las propias plantas usando moléculas elicitoras, que gatillen respuestas de RESISTENCIA SISTEMICA ADQUIRIDA e INDUCIDA.

El uso de las micorrizas e inoculantes microbianos benéficos ayudarán a que  nuestra raíz se vea fortalecida, llegando incluso a regular el uso y abuso de los fertilizantes.

Green Universe propone un programa de recuperación de suelos y cultivo, permitiendo reducir el impacto del estrés biótico y abiótico en CEREZOS: